NO EXISTE JORNADA LABORAL A LA CARTA, NI TAMPOCO DERECHO DE MODIFICACIÓN DEL CONTRATO LABORAL

La sentencia deja claro que el derecho a la conciliación laboral y familiar no es una carta blanca para acceder a cualquier petición del trabajador. Sobre todo, si con ello se pone en peligro la conciliación de los compañeros.

La empresa, por tanto, puede negar la flexibilidad de jornada si lo justifica en causa organizativa suficiente.

Lo que el artículo 34.8 ET concede no es un derecho de modificación unilateral, sino un poder de negociación de buena fe. El trabajador debe proponer el cambio con efecto útil para su interés de cuidar al menos, y el empleador, está obligado a negociar con ofertas y contrapropuestas reales.

Sentencia 635/2020 de 15 Oct. 2020, Rec. 481/2020